CABA

Aprobaron el presupuesto porteño 2019 que destinará el 51% a “servicios sociales”

El oficialismo sumó sus 34 votos para la aprobación del presupuesto, mientras que en contra votaron los bloques de la Izquierda, el kirchnerismo, el peronismo y el GEN, en tanto se abstuvieron los bloques del Socialismo, Evolución y Mejor Ciudad.

La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires aprobó este jueves un paquete de leyes entre las que incluyó el presupuesto para 2019, que prevé superávit primario, destina el 51 por ciento a los “servicios sociales” y contempla un aumento promedio del 34 por ciento del ABL.

En la sesión se trataron varias decenas de expedientes y se dejó para el final el debate del Presupuesto de la Ciudad, el Código Fiscal y la Ley Tarifaria, normas que, en conjunto, regulan los ingresos, gastos e inversiones del Estado en territorio porteño.

En la votación, el oficialismo hizo valer sus 34 votos para la aprobación del presupuesto, mientras que en contra votaron los bloques de la Izquierda, el kirchnerismo, el peronismo y el GEN, en tanto se abstuvieron los bloques del Socialismo, Evolución y Mejor Ciudad.

Durante la sesión, la miembro informante por el oficialismo, Paula Villalba, sostuvo que se trata de “un presupuesto financieramente equilibrado”, “que puede cumplirse, con déficit cero” y que prevé “alcanzar un superávit económico primario de 71. 589 millones y un superávit primario de 25.815 millones” de pesos.

Destacó además que 162 mil millones de los 340 mil millones presupuestados, es decir el 51% del gasto, serán destinados a los llamados “servicios sociales” que engloban las partidas para Salud, Educación, Cultura, Vivienda, entre otras.

La inversión real directa será de 51.641 millones que se destinarán a “la culminación del plan de construcción de 52 escuelas nuevas; la ejecución de obra de infraestructura hidráulica, como el segundo emisario del Arroyo Vega; y las obras de relocalización de oficinas gubernamentales”.

Entre los opositores, Carlos Tomada, de Unidad Ciudadana, afirmó que dentro de “este ajuste se está planteando un esfuerzo inequitativo que se carga especialmente sobre los que menos tienen” y dedicó un apartado especial a criticar el desempeño económico-financiero de los 12 años de gestión del PRO y Cambiemos en la Ciudad.

Desde los dos bloques del Frente de Izquierda, Gabriel Solano (PO) y Patricio Del Corro (PTS) coincidieron en calificar como un presupuesto de “ajuste” el de 2019, en áreas sensibles y en los salarios de los trabajadores.

“Van a gastar más en comisarías que en infraestructura escolar. Se gastarán 4.400 mil millones en mantenimiento de aceras que, en realidad, se irán en campaña electoral”, afirmó Del Corro.

Por su parte, Sergio Abrevaya del GEN, dijo que “es muy irregular” que la Ley de Leyes no sea clara a la hora de explicitar cómo se solventarán los subsidios al transporte y a servicios públicos que serán transferidos a la Ciudad el año próximo.

La abstención del socialismo fue fundamentada por el diputado Roy Cortina quien criticó que “en el lugar más rico de la Argentina” el presupuesto no ayude a revertir la desigualdad.

El bloque de Evolución se abstuvo a la hora de votar, acompañó “la reducción de impuestos distorsivos como Ingresos Brutos” y se opuso al aumento de hasta el 38% en el ABL ya que, en palabras del diputado Juan Nosiglia, el “ministro que debió explicar el aumento no pudo dar cuenta de cómo se calcula el mismo”.

Por último, el vicepresidente primero del cuerpo, Francisco Quintana, reiteró a la prensa los conceptos de Villalba y dijo que se trata de un presupuesto “equilibrado, sin déficit, con una fuerte inversión social, que da cuenta de un gobierno responsable en el manejo de los recursos de los vecinos”.

To Top
WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com