CABA

Enojo y resistencia entre los trapitos tras la prohibición de su actividad

Quienes se dedican a la actividad se quejaron por la decisión de la Legislatura porteña que reformó el Código Contravencional para imponerles multas.

Algunos hombres que se dedican a pedir una contribución monetaria a los automovilistas que dejan sus autos en zonas de libre estacionamiento de la ciudad de Buenos Aries se quejaron hoy por la prohibición a esa actividad dispuesta por la Legislatura que reformó el Còdigo Contravencional porque interpretaron que los “ponen a todos en la misma bolsa”.

“Nosotros no vamos a eventos ni a la cancha. No somos los que cobran 400 o 500 pesos, sino que pedimos una colaboración a voluntad, sin presionar”, se justificó en diálogo con Télam uno de ellos, que realizaba la actividad en avenida Libertador a la altura del hipódromo.

El nuevo Código Contravencional porteño, aprobado ayer por la Legislatura, impone multas a quienes “ofrecen o prestan” servicios de estacionamiento en vía pública y penas que pueden llegar a días de arresto en caso de que la actividad sea realizada por una organización, así como la exoneración de policías que la permitan.

To Top
WP Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com